Domovyk

Домовик – Domovyk

Es una criatura que cuida las casas; recibe otros nombres, como Він, Сам, Чур, “дід”, “дідко”, хазяїн, годувальник, “господар”, y otros; puede tener una esposa, que se llama домаха (domaja) o домовичиха (Domovychyja).

En la antigüedad, la Domovyk-mujer se conocía como “маруха” (maruja) , o “потвора” (potrova). Podemos ver alguna relación etimológica entre el nombre de “maruja” y el de “mara”, de quien ya hablamos en el pasado. Este es el enlace al artículo.

Su función era antiguamente buena: cuidaba a los niños pequeños, daba heno fresco a los caballos (después de cabalgar, su actividad preferida), lo que nos dice que no sólo cuidaba la casa sino también el ganado; ayudaba a lavar los platos, a hacer la limpieza, y varias otras labores domésticas.

Esto fue antes de la entrada del cristianismo a Ucrania. Luego, algunos expertos piensan (P. Plachinda) que la Iglesia empezó a difundir el aspecto maligno de esta criatura, pues era de origen pagano, y se tornó en una especie de demonio que daña el ganado, espanta a los propietarios de la casa, no deja trabajar durante la noche sonando cacerolas y cerrando puertas de golpe; algo similar el “Poltergeist” alemán o al “espíritu chocarrero” de hispanoamérica.

La descripción del Domovyk es distinta según la región de Ucrania. Para los habitantes de la provincia de Kyiv, es un pequeño hombre con largo cabello gris, al descubierto, vistiendo una larga camisa blanca”.

En la región de Jerson se describe como “un pequeño hombrecillo con cabello y cejas grises y largas, con una expresión de enojo en el rostro, piernas curvadas, jorobado, vestido cubierto completamente con ropa blanca de algodón, excepto las manos con uñas largas y el rostro que no cubre (en esta versión la cabeza la tiene cubierta también) “

En la región de Zakarpatia se describe como ” un hombrecillo negro, rechoncho, fuerte como un oso, con una capucha sobre su cabeza”

De acuerdo con la creencia en la mayoría de regiones, este hombrecillo se puede transformar en gato, perro, incluso en una vaca, una rata, serpiente o una rana; los niños pequeños si lo pueden ver y, cuando le conviene, se le presenta a los adultos como un niño con patas de cabra vistiendo pantalones rojos.

Este hombrecito cuida a la familia que compró o construyó la casa, y si esta se muda y no realizan el ritual apropiado para llevárselo con ellos, estarán en problemas, pues no tendrán un Domovyk que los cuide en su nueva vivienda, y el que se queda será maligno, furioso y violento con los nuevos habitantes. Un Domovyk abandonado es imposible de dominar o expulsar de la casa; será una pesadilla.

Se dice que cuando una persona compra una casa nueva, el dueño de ella deberá tomar un huevo de gallina y tenerlo bajo el sobaco por 9 días (6 meses en otras versiones) ; al día décimo saldrá de este huevo un Domovyk, durante la noche, sin que nadie lo vea.

Se acostumbra(ba) dejar un plato con un poco de comida sobre la mesa (o debajo de ella) luego de la comida familiar, y especialmente durante grandes festividades religiosas como Navidad, Año Nuevo, Jueves de Pascua y Cuaresma, se le invita especialmente a compartir con la familia; si no se presenta físicamente, se le dejará un plato lleno de comida luego de la cena.

El Domovyk cuida tan bien a la familia que, si llega un huésped con malas intenciones hacia ella, el “abuelo” se empezará a preocupar; si el huésped indeseable no se va, la criatura empezará a mostrarse de forma muy sutil al dueño de la casa, por medio de murmullos, o rápidos pasos que se escuchan en el ático o durante la noche, puertas que se cierran violentamente ; y si aun así el huésped con malos deseos no se ha ido, comenzará a atacarlo directamente a él : romperá platos frente a él, dejará ratas muertas en su cama, etc.

Algo que hay que evitar a toda costa es dejar sobre la mesa cuchillos, tijeras abiertas u objetos punzocortantes; asimismo cebolla, ajo, pimienta o sal. Si se dejan estos objetos o alimentos sobre la mesa, el Domovyk no podrá proteger la casa (y la familia) de las fuerzas malignas.

Se supone que Domovyk vive bajo el horno, y algunas veces se convierte en fuego. Según I.Nechuy-Levitsky era antiguamente el Dios del Hogar ( el Richka (horno) – enlace) y del fuego.

Puede ayudar a una muchacha, la niña de la casa, quien cuando está a punto de casarse, si duda de su futuro esposo y teme que la deje plantada y la cambie por otra antes de la boda, o sabe que éste no anda por buenos pasos, pero ya está comprometida, puede pedir al “abuelo” que cambie la forma de ser de su prometido. Para ello debe colocarse en el medio del cuarto, persinarse 3 veces y rezar esta oración 3 veces:

Домовий домовик, головам головик, оберег дому, домової балки, підлоги, людей домашніх, худоби і домашніх птахів, заступник обманутих дівиць, допоможи мені, підсоби мені, викликни, викрикни, замани мені в чоловіки вінчані раба Божого (ім’я), щоб тягло його в мій дім, на мою дорогу, до мого порога, до моїх дверей, мені, рабі Божій (ім’я), допоможи, у наречені раба Божого (ім’я) дай. До мого порога його сватів направляй. Амінь.

La traducción de esta oración es difícil sin perder la rima:

Domovyk, Domovyk, cabeza de las cabezas, guardián de esta casa, de su vigo y suelo, de sus personas, del ganado y aves, protector de las virgenes engañadas, ayúdame, remédiame: llama,clama, grita, atrae al sirviente de Dios (nombre) para ser mi esposo por la iglesia, haz que le apetezca venir a mi casa, a mi camino, a pisar al umbral, a tocar la puerta, ayúdame a mi, sirvienta de Dios (nombre) tener como novio al sirviente de Dios (nombre). Dirige al umbral de mi casa a sus representantes para pedir mi mano. Amen.

.

Traducción por Valentyna Shcherban

Mientras recita esta oración, arroja un dulce al suelo.

Pero si la muchacha no se ha dado cuenta de esta posible traición, el Domovyk con tal de protegerla, le avisa por medio de sonidos o hallazgos extraños, como una rana a los pies de su cama, hojas (de papel) sacudidas por el viento y, si aun así no lo nota, salta sobre su pecho hasta despertarla; la chica se asustará pero debe preguntar:

“¿Por el bien o por la miel? “ y el Domovyk le responde con voz humana.

Otra ayuda que presta este amigo es encontrar cosas perdidas. Para ello, el dueño de la casa se coloca en una esquina, viendo hacia la pared, luego se voltea súbitamente hacia el cuarto y dice con voz firme:

Домовик, домовик, пограй і віддай.
Traducido a:
Domovyk, Domovyk, después de jugar, devuélveme mi….. ”

Existen algunas leyendas sobre el origen de Domovyk :

Una dice que, cuando el ángel Lucifer se rebeló contra Dios, éste lo castigó enviándolo al infierno ; hasta aquí coincide con lo que los cristianos conocemos, pero en la leyenda se dice que también los ángeles que ayudaron a Lucifer fueron enviados al infierno.

La mayoría cayó en él, pero algunos quedaron en la tierra, y con el fin de expiar sus culpas, se comprometieron a servir y a cuidar a los seres humanos buenos que viven en un hogar decente. Los ángeles que cayeron en el bosque se convirtieron en “Lysovyk” ñ, de “lis”, “bosque” (Enlace a “Los personajes de” La Canción del Bosque” de Lesya-ukrayinka )., y los que caen en el agua se convirtieron en “Vodyanyk” (de voda, agua – mismo enlace).

Otra leyenda cuenta que fue el diablo mismo quien los creó, sumergiendo un dedo en el agua y luego sacudiendolo fuertemente, y de cada gota arrojada salió un espíritu diferente, incluidos los Domovyk.

Y la última leyenda más conocida es que es el espíritu de algún ancestro que falleció fuera del tiempo que había sido destinado.

Cuento

Este es un cuento originario de la región de Poltava:

Було це багато років тому. На даху жив бородатий дідусь Домовик. Одного разу вийшов він на прогулянку, побачив вікно й зацікавлено зазирнув у нього.

Там маленький Петрик грався ведмедиком. Хлопчик підняв блакитні оченята, помітив домовика й почав кричати:

— Мамо! Мамо!

Дідусь злякався й заліз у шухляду. У кімнату зайшла Петрикова мама:

— Чого галасуєш, синку? — запитала вона.

— Я бачив чудовисько! — ледве мовив Петрик.

— Як мені вже набридли твої вигадки, — мовила матуся й пригорнула синочка до себе, — то, мабуть, якийсь птах пролетів.

Тільки-но жінка вийшла з кімнати, домовик виліз зі схованки, обтрусився й сказав:

— Не кричи більше, будь ласка. Я не чудовисько, а звичайний домовик.

— Хто-хто? — здивовано перепитав хлопчина.— До-мо-вик! — мовив по складах гість.

— Ну, ти знаєш, людина, яка живе на даху. Слухай, давай познайомимося! Мене звуть Домовик, для друзів — Домі. А тебе як звати?

— Петро Михайлович, можна просто Петрик.

— Ну, то пішли!

— Куди?

— На дах!

— А якщо я впаду, хто мене буде рятувати?

— Я тебе зловлю і врятую!

На тому й погодилися. Вони гарно погуляли. Петрикові було дуже цікаво. Додому він по¬трапив аж увечері й був дуже задоволений, адже тепер у нього є надійний товариш. Петрусь ліг спати. Уві сні він бачив свого друга Домі. З того часу вони часто прогулювалися вдвох.

Минув час. Петрик почав ледарювати: то не прибере іграшки, то не допоможе матусі. Проте йому подобалося вихвалятися. Ці зміни побачив Домовик. Він покликав Петрика й запитав:

— Чому ти так робиш? Це погано! Пообіцяй мені, що не будеш більше так робити.

— Вибач, Домі, — хлопчик почервонів.

— Добре, вибачаю, — мовив домовик та обійняв друга. — Запам’ятай, друже, я постійно
проживаю у шухляді і тому про тебе все знаю.

І ви, любі хлопчики й дівчатка, ніколи-ніколи не вихваляйтеся та завжди допомагайте дорослим.

Пам’ятайте, що можливо й у вашій шафі проживає домовик, який завжди за вами прислідковує.

Traducción

Fue hace muchos años. En el ático de la casa vivía un anciano barbudo llamado Domovyk. Un día salió a caminar y se fijó en una ventana en especial, tras la cual jugaba un niño con su juguete. El pequeño Petryk vio a Domovyk y se puso a gritar a su madre:

¡Madre, madre!

El abuelo se asustó y se escondió en un cajón. La madre de Petryvka vino y preguntó :

¿Que te sucede, hijo?

¡Vi al monstruo! gritó Petryvka

“Estoy cansada de tus trucos” dijo la madre de Petryk, inclinándose hacia su hijo. “Seguramente fue un pájaro que ha volado”

Al no más salir la madre, Domovyk se quito la capucha, volviéndose visible para el niño, y le dijo:

-No grites más, por favor; no soy un monstruo, sino un ordinario Domovyk.

¿Quien? – preguntó el chico

No soy mas que un hombre que vive en el atico. Do-mo-vyk es mi nombre, pero mis amigos me dicen “Domi”. ¿Y tu, cómo te llamas?

– Petro Myjaylovich, pero puedes llamarme Petryk

-Bien, entonces vámonos

Pero, ¿a dónde?

Al ático

Y si me caigo, ¿Quien me salvará?

Yo te atraparé y te salvaré. Y ambos estuvieron de acuerdo

Ambos pasaron muy buenos momentos. Petryk regresó muy contento a casa, pues ahora ya tenía un buen amigo en quien podía confiar plenamente. Luego se fue a dormir, y soñó con su amigo Domi. Desde ese entonces caminaron siempre juntos.

Pero Petryk empezó a portarse mal; ya no ordenaba sus juguetes ni ayudaba a su madre. Y además se jactaba de su mal comportamiento. Domi lo notó y le dijo a Petryk:

¿Porqué haces esto? ¡Está mal! Prométeme que dejarás de portarte mal.

-“Lo siento Domi” dijo Petryk sonrojado

“Bien, lo siento” dijo Domovyk y abrazó a su amigo. “Recuerda, amigo mío, que yo vivo en las gavetas de tu habitación y sé por ello todo sobre ti.

Y vosotros, queridos chicos y chicas, nunca os porteis mal, y os jacteis. Ayudad siempre a los adultos. Recordad que es posible que en vuestro ropero viva un Domovyk que siempre os estará vigilando.

VIDEO

Un video que presenta las obras de la artista Nairobi Prahl inspirada en esta criatura

Fuentes

A Domovyk le gusta montar a caballo. Al regresar de su cabalgata,

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.